Logo DentaTips
Sección Pacientes

Alimentos azucarados y otros productos nocivos para tu salud bucal

Publicado el: 10 de Junio de 2022

En nuestro cuidado, no deberíamos olvidar la salud bucal. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), las enfermedades bucodentales afectan a las personas durante toda su vida, causando dolor, molestias, desfiguración e incluso la muerte.

Los principales trastornos son caries dental, periodontopatías, cánceres bucales, traumatismos bucodentales, labio leporino y paladar hendido y noma, una grave enfermedad gangrenosa que empieza en la boca y que afecta mayoritariamente a niños.

La buena noticia es que la mayoría de los trastornos de salud bucodental son prevenibles. Existen varias formas. Uno de los factores que influyen es la alimentación, que determinan en buena medida la composición de las bacterias de nuestra boca, tanto buenas como malas.

Los investigadores están descubriendo que este colectivo de bacterias conocido como microbioma oral probablemente juega un papel importante en nuestra salud general, además de sus asociaciones previamente conocidas con la caries dental y la enfermedad periodontal.

Ahora, científicos de la Universidad de Buffalo (UB) han demostrado cómo el consumo de ciertos tipos de alimentos afecta el microbioma oral de las mujeres posmenopáusicas. Descubrieron que una mayor ingesta de alimentos azucarados y con una carga glucémica alta (refrescos, panes y yogures sin grasa) puede influir en la mala salud bucal.

En un estudio en Scientific Reports, el equipo dirigido por la UB investigó si los carbohidratos y la sacarosa, o el azúcar de mesa, estaban asociados con la diversidad y composición de las bacterias orales en una muestra de 1.204 mujeres posmenopáusicas que usaban datos de la Iniciativa de Salud de la Mujer.

Los autores destacan que es el primer estudio que examina la ingesta de carbohidratos y el microbioma subgingival en una muestra compuesta exclusivamente por mujeres posmenopáusicas. Las muestras se tomaron de la placa subgingival, que se encuentra debajo de las encías, en lugar de las bacterias salivales.

"Esto es importante porque las bacterias orales involucradas en la enfermedad periodontal residen principalmente en la placa subgingival. Observar las medidas de las bacterias salivales podría no decirnos cómo se relacionan las bacterias orales con la enfermedad periodontal porque no estamos buscando en el entorno adecuado dentro de la boca", explica la primera autora del estudio, Amy Millen.

El equipo de investigación informó asociaciones positivas entre los carbohidratos totales, la carga glucémica y la sacarosa y Streptococcus mutans, un contribuyente a la caries dental y algunos tipos de enfermedades cardiovasculares, un hallazgo que confirma observaciones anteriores. Pero también observaron asociaciones entre los carbohidratos y el microbioma oral que no están tan bien establecidas.

Las otras bacterias que identificaron como asociadas con la ingesta de carbohidratos o la carga glucémica no se habían apreciado previamente como contribuyentes a la enfermedad periodontal en la literatura o en esta cohorte de mujeres, asegura Millen.

"Examinamos estas bacterias en relación con el consumo habitual de carbohidratos en mujeres posmenopáusicas en una amplia variedad de tipos de carbohidratos: consumo total de carbohidratos, consumo de fibra, consumo de disacáridos, consumo de azúcar simple", sigue la autora.

El siguiente paso será estudiar si estos datos son válidos para la población general. "A medida que se realicen más estudios que analicen el microbioma oral utilizando técnicas de secuenciación similares y la progresión o el desarrollo de la enfermedad periodontal con el tiempo, podríamos comenzar a hacer mejores inferencias sobre cómo la dieta se relaciona con el microbioma oral y la enfermedad periodontal", concluye.


Fuente: Mundo Deportivo