Logo DentaTips
Sección Pacientes

Masticar chicle y otras recomendaciones para una adecuada salud bucal

Publicado el: 01 de Abril de 2022

Al igual que muchos otros aspectos del cuerpo humano, la salud bucal es imprescindible para poder mantener una vida sana y saludable; por ello en este artículo te compartimos algunos consejos y recomendaciones que los expertos brindan.

El cuidado de la salud bucal comienza desde el nacimiento con la lactancia materna y se trabaja durante toda la vida, desarrollando y manteniendo buenos hábitos que se ligan con el cuidado de la salud general.

La boca, más allá de ser una estructura anatómica del cuerpo que sirve para morder, masticar, sonreír y hablar; también permite experimentar diversas sensaciones, así como expresar sentimientos a través de los gestos.

Aunque hay que visitar al dentista al menos una vez al año, en casa se puede hacer mucho para mantener una óptima salud bucal y dental; te compartimos algunas recomendaciones para lograrlo.

La salud bucal empieza con unos dientes limpios, ya que estos reflejan una sensación de cuidado e higiene; además el cepillar adecuadamente puede prevenir la gingivitis y las caries. Algunas de las recomendaciones más importantes a la hora del cepillado son:

  • Lava tu boca durante al menos 3 minutos un mínimo de dos veces al día (tan pronto te levantes y cuando estés a punto de irte a dormir).
  • Toma el tiempo necesario para hacer un trabajo meticuloso que te permita limpiar toda la superficie de los dientes, sin olvidar la lengua.
  • Enjuaga con agua el cepillo después de usarlo y guárdalo en posición vertical permitiendo que se seque. No lo guardes en contenedores cerrados, ya que eso puede fomentar la formación de bacterias, moho y hongos.
  • Cambia el cepillo de dientes cada tres o cuatro meses. Incluso si antes de ese tiempo las cerdas comienzan a separarse o decolorarse, es hora de renovarlo.
  • Usa hilo dental y enjuague al menos una vez al día para ayudar a la eliminación de placa entre los dientes y reducir la carga de microorganismos en la boca.

Algunos expertos recomiendan cepillarse los dientes antes del desayuno y no después, al respecto, Mervyn Druian, opina que “comer provoca una acumulación de ácido en la boca que a su vez ocasiona un ablandamiento temporal del esmalte y al cepillar este se puede erosionar”.

Adicionalmente, los expertos consideran que, si al salir de viaje se olvida el cepillo de dientes y es imposible comprar uno, lo mejor es usar el de alguien más; ya que, en caso contrario, la salud bucal se puede ver muy perjudicada debido a los restos de comida y la acumulación de bacterias.

En general, el consumo de azúcar refinada y almidones no es bueno para el organismo y en cuanto a la salud bucal estos son perjudiciales en el sentido de que el ácido que contiene daña el esmalte dental.

Al respecto un grupo de investigadores de la Universidad de Illinois descubrió que después de comer azúcar una opción es beber leche o comer un pequeño trozo de queso, ya que estos ayuda a reducir la cantidad de ácido en los dientes, a la par que el calcio y el fosfato que contienen, ayudan a fortalecer el esmalte.

Otro alimento que puede tener beneficios es el apio, pues contiene propiedades de limpieza naturales. Cuando se mastica esta verdura fibrosa se consigue llegar a las zonas interdentales y prácticamente en cada mordisco arrastra los posibles sedimentos alimenticios que se han quedado entre los dientes y elimina el sarro.

Finalmente, el chicle es otro aliado para la salud bucal, solo que este debe ser sin azúcar y no se debe masticar por más de 20 minutos, ya que puede tensar las articulaciones sensibles de la mandíbula y provocar dolores y molestias.

A pesar de que el chicle permite eliminar hasta un 10 por ciento de las bacterias de la cavidad oral no se recomienda hacerlo como una rutina diaria, solo para situaciones excepcionales.


Fuente: ADN 40

¿Tienes alguna Pregunta/Comentario?