Logo DentaTips
Sección Pacientes

Cómo alimentarse después de una extracción de dientes

Publicado el: 22 de Mayo de 2015

 

Luego de la extracción de una pieza dental, necesitamos alimentarnos de forma adecuada y llevar a cabo una serie de cuidados que incluyen un tipo de alimentación específica. Probablemente cuando las molestias en la boca y el paladar desaparezcan, volverá el apetito y luego de la extracción tu dentista te indicará una serie de alimentos a evitar para prevenir problemas.

 

Por otro lado, existen algunos alimentos que te conviene conocer para hacer que la recuperación sea más efectiva y además, más fácil de llevar a cabo.

 

¿Cómo alimentarse después de una extracción de dientes?

 

El proceso de recuperación tardará algunos días, o quizás un par de semanas, y en ellos deberás seguir una serie de cuidados caracterizados por una alimentación saludable y suave, que incluso será de gran ayuda en otros aspectos.

 

Por otro lado, dentro de los cuidados necesarios, también se nos recomendará mantenernos alejados de alimentos duros o crujientes, que tengan elementos que puedan quedarse incrustados en la zona dental y puedan provocar una posible infección, así como también evitar a como de lugar el consumo de bebidas alcohólicas y el mal hábito de fumar.

 

Algunos de los mejores alimentos que nos serán de gran ayuda para la pronta recuperación y para evitar riesgos son los que detallaremos en la lista a continuación.

 

Alimentos para recuperarse de una extracción dental

 

Los batidos y los licuados, suaves y cremosos, se elaboran a base de leche y frutas y son, además, muy ricos en proteínas, por lo cual son la bebida indicada para la recuperación de la extracción de alguna pieza dental, sobre todo la más común; la de las muelas de juicio. Por otro lado, se pueden preparar fácilmente, con casi todo tipo de frutas y con mucho hielo, lo que te quitará el malestar que esta intervención te puede provocar, por ejemplo, en verano. Simplemente debes colocar las frutas que quieres en la licuadora o el mixer y mezclar por unos segundos con leche.

 

Puré de manzana

 

El puré de manzana es fácil de digerir, sabroso y también muy nutritivo, por lo que es otra excelente opción con la cual alimentarse luego de la extracción. Por otro lado, la manzana tiene varias vitaminas y es una fruta muy versátil, que además de utilizarla en el puré, la puedes utilizar por ejemplo, en compota, hirviendo algunas de ellas y utilizando el jugo restante.

 

Bananas

 

¡Oh sí!¡Potasio! Las bananas poseen también una textura suave, están repletas de potasio y realmente te llenan con facilidad. Tiene muchas proteínas y minerales y es muy fácil de masticar. Puedes alimentarte con una banana de forma natural o bien utilizarla en cualquiera de los puntos que señalamos anteriormente. Tienes la posibilidad de utilizarla en el batido con otras frutas y leche o bien, mezclarla, aplastarla y adherirla a la constitución del puré de manzanas.

 

Aguacates

 

El aguacate también es rico en proteínas y minerales, es sabroso y nuevamente, una fruta fácil de masticar. Se pueden cortar simplemente algunas rodajas para disfrutar de forma natural y crudo, mezclar con otros elementos como, por ejemplo, con tomates o también hacer puré.

 

Avena

 

Preparar un buen tazón de avena caliente será sensacional. Esta se puede mezclar con un poco de agua o leche y hacer una preparación fácil de digerir, en la que no se necesita masticar. Por otro lado, también es muy nutritiva, es baja en contenidos de grasas y alta en contenidos de fibra. además, te recordará aquellos días en los que la abuela te invitaba con un delicioso plato de avena.

 

 

Puré de patatas

 

El puré de patatas tiene altos niveles de vitamina C, vitamina B6 y proteínas y por supuesto, no requiere ningún esfuerzo en el paladar, ya que no necesitas masticar. Puedes preparar un puré de papas con mayor cantidad de leche y darle una textura más líquida y suave.

 

Yogurt

 

Un buen vaso de yogurt a la mañana y a la tarde será de gran ayuda, mantiene tu cuerpo sano. También puedes utilizarlo en otras comidas o servir con pequeños pedazos de frutas, entre ellas algunas que ya vimos, como bananas o manzanas.

 

Gelatina

 

Este es el alimento menos nutritivo de la lista. Sin embargo, consumir gelatina no requiere ningún tipo de esfuerzo, es fresco, es delicioso y además, con sus tantos colores y divertida textura, nos animará un poco después del malestar que quitarnos una pieza dental nos pueda provocar.

 

 

Fuente: Vivir Salud

ETIQUETAS:
ESPECIALIDADES:

¿Tienes alguna Pregunta/Comentario?