Logo Portal Odontólogos
Sección Odontólogos

3 formas de aumentar la eficiencia en su práctica

Publicado el: 27 de Enero de 2022

Las prácticas dentales son negocios y los negocios que son más eficientes tienen más éxito. A medida que las prácticas avanzan a través de la evolución natural, generalmente terminan siendo menos eficientes con el tiempo. Esto a menudo se compensa con la contratación de miembros adicionales del equipo y, si bien puede ser necesario tener esos trabajos en su lugar, cada trabajo pierde algún porcentaje de beneficio debido a la ineficiencia en la práctica.

Aquí hay tres formas de mejorar la eficiencia a medida que la práctica crece o cambia con el tiempo.

Este es simple de decir, pero requiere tiempo y enfoque para lograrlo. Cada práctica debe revisar periódicamente cada uno de sus sistemas para verificar su eficiencia. De lo contrario, cada sistema se descompondrá gradualmente hasta cierto nivel de ineficiencia que se traducirá en pérdida de tiempo, pérdida de ingresos y gastos generales más elevados. Cada práctica que quiera aumentar los ingresos cada año deberá centrarse en actualizar y mejorar los sistemas. La mejor manera de lograrlo es documentar formalmente, paso a paso, CADA sistema en la práctica.

Siempre evalúe la adición de tecnología basada en cuatro principios. ¿La tecnología aumentará la velocidad? ¿La tecnología aumentará la calidad de la atención en un 5 % o más? ¿La tecnología aumentará la eficiencia? ¿La tecnología proporcionará un retorno de la inversión? Por lo general, nuestra recomendación es que cualquier nueva tecnología debe tener una respuesta afirmativa a al menos dos de estas preguntas.

A menudo encontramos prácticas que están convencidas de que deben tener la tecnología más nueva y más reciente, a un gran costo, solo para descubrir que las mejoras son marginales. Por ejemplo, ¿merece la pena hacer una gran inversión para mejorar un 1% la calidad clínica? Algunos practicantes dirían que sí, pero la sabiduría general es que la respuesta es no.

No se deje obligar, influenciar o incluso engañar para subirse al carro de la tecnología más nueva pensando que mejorará la eficiencia en la práctica.

Los llamamos los "pocos poderosos". Las prácticas necesitan conocer métricas como ingresos, cobranzas, número de pacientes activos, número de pacientes nuevos, gastos generales y algunos más. Después de eso, la mayoría de los números son secundarios en importancia. La mayoría de las prácticas no conocen sus números y no los rastrean regularmente, aunque estén disponibles.

La eficiencia se puede entender a través de la medición. Las prácticas que no son conscientes de ciertos números clave y exactamente lo que significan, Y que conocen las acciones correctas a tomar cuando esos números están fuera de un rango aceptable, serán las que tienen más probabilidades de volverse ineficientes. Tenga en cuenta que es fácil confundir el ajetreo con la eficiencia.

Si desea aumentar los ingresos de la práctica cada año, entonces es esencial un enfoque continuo en la eficiencia. Comienza implementando y documentando los principales sistemas de práctica y actualizándolos periódicamente. También significa que no todas las tecnologías realmente aumentarán la eficiencia, y algunas podrían disminuirla.

Finalmente, conocer los números clave o los "pocos poderosos" revelará áreas de ineficiencia que se pueden abordar con éxito.


Fuente: Dentistry Today