Logo Portal Odontólogos
Sección Odontólogos

4 consejos para remodelar tu sala de espera con poco dinero

Publicado el: 24 de Abril de 2018

 


Datos de la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de Medio Camino (Ensanut MC), publicados en el año 2016 por la Secretaría de Salud (SSa) revelan que el tiempo en la sala de espera es uno de los aspectos más delicados en cuanto a la calidad del servicio médico se refiere, pues, en promedio, este sobrepasa los 70.86 minutos para recibir asistencia médica.

Dentro de la citada evaluación el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) junto con el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) registraron los tiempos más altos, con un estimado de entre 91.19 y 81.84 minutos para atender al paciente, respectivamente.

Mejora la calidad de la estancia del paciente

Por tal motivo el consultorio sigue siendo de los espacios más eficientes en la atención rápida y efectiva del paciente. Sin embargo, al existir cada vez más consultorios privados en nuestro país, es necesario que los profesionales de la salud consideren aspectos relacionados con el servicio al cliente, la experiencia del paciente y la calidez de las instalaciones para colocarse dentro de las primeras opciones de la población.

Por ello, los 31.73 minutos que en promedio esperan tus pacientes en el consultorio privado deben ser de una excelente calidad. Para ello y a un costo bastante accesible, la sala de espera puede ser modificada con las siguientes recomendaciones:

 

Flores:

    • Un toque de vida en el consultorio puede ser la clave para superar el miedo a la bata blanca que muchos de tus pacientes dejan ver al momento de llegar a las instalaciones del sanatorio. Coloca un arreglo de flores que contraste con el fondo y la pintura que hay en tu espacio de trabajo.

Libros:

    • Colocar la versión impresa de Saludiario (Guía para el consultorio) junto a un par de libros de interés general, podría generar una atmósfera muy importante para mejorar la calidad de la estancia del paciente en tu consulta. Un poco de lectura no está de más.
Agrega color al piso:
    • Esto no implica que cambies los mosaicos o que coloques una calcomanía en el piso de tu consultorio, pero si podrías agregar una alfombra en espacios claves para generar un contraste más amigable con el paciente. Para agregarle un poco de calidez a tus instalaciones de trabajo.

Las paredes hablan:

    • No te olvides de darle color a tu sala pintando las paredes. No necesitas agregar colores llamativos a la pared si no lo deseas, colores claros también le dan terminación a una sala. Aunque esta parte puede tomar un poco de tiempo, le dará un look completamente diferente a tu sala, por una poca inversión. Si prefieres ahorrar tiempo y mas dinero aún, considera pintar solo una pared de acento. ¿Que te parece una a rayas?


Fuente: Saludario

¿Tienes alguna Pregunta/Comentario?